Bienestar

Masajes

Mejore su Bienestar

Masaje Balinés

Con Aceite de Bali

Masaje Californiano

Elimina la tensión

Piedras Calientes

Dinámico y estático

Masaje Lomi Lomi

Masaje Hawaiano

Aceites Esenciales

Eliminación de líquidos

Candle Massage

Masaje con velas

Cuatro Manos

Extremadamente relajante

Kaobido

Kaobido Japonés

Lifting Facial

Qué es el Kaobido

Kaobido es un masaje facial combinación de conceptos de la medicina tradicional japonesa y técnicas de masaje. Ha sido desarrollado y modificado a partir del Anma, masaje tradicional japonés, durante los últimos quinientos años.

Qué consigue

Permite conseguir mayor luminosidad en su rostro sin recurrir al bisturí mientras consigue simultáneamente una extrema relajación de todos y cada uno de los músculos faciales, craneales, del cuello y hombros.

La leyenda dice que durante siglos fue la terapia favorita de las emperatrices japonesas, que lucían un rostro muy similar a la porcelana. 

Características

Actualmente las técnicas se han renovado sin perder la esencia del masaje tradicional y es un tratamiento ideal para hombres y mujeres que quieren alisar sus arrugas. El resultado es una piel más saludable, con un aspecto más joven, en la que se reducen visiblemente los signos de envejecimiento, un cutis terso con efecto de lifting.

Frecuencia

La frecuencia del tratamiento depende de los resultados que pretendamos conseguir y de las necesidades que tenga cada persona, pero desde la primera sesión los resultados son claramente visibles y la sensación de bienestar es inmediata.

Objetivos

El objetivo del tratamiento es estimular los nervios faciales y aumentar la circulación, lo cual va a provocar impresionantes beneficios en nuestra piel.

 

  • Reducción de la flacidez y corrección de arrugas: el masaje japonés fortalece y tonifica la musculatura facial, tratando profundamente los signos de envejecimiento.
  • Hidratación: Kaobido aumenta la capacidad de la piel para mejorar y mantener su hidratación natural.
  • Liberación de la tensión muscular: este masaje libera las contracturas del tejido muscular a través de una serie de técnicas específica para planos más profundos.
Beneficios

Proporciona una piel radiante gracias al aumento de la circulación, favorece la eliminación de células muertas e incrementa el aporte de nutrientes. 

El Kaobido es un regalo para los sentidos, ya que no se concibe sólo como un masaje con fines estéticos, sino que está muy ligado al concepto de salud:

 

  • Proporciona una sensación de relajación y bienestar a un nivel superior.
  • Combate el estrés.
  • Alivia migrañas y dolores de cabeza.
  • Reduce el efecto del bruxismo.
  • Favorece la vista por el estímulo en zonas cercanas a los ojos.
  • Reduce la rigidez facial.

Chocolaterapia

La Chocolaterapia utiliza como elemento principal el cacao transformado en chocolate, aplicado sobre la piel, para absorber por vía tópica todas las propiedades que nos ofrece para mejorar nuestra salud cutánea, nuestro aspecto y nuestro bienestar.

 

propiedades del chocolate

El chocolate que se produce con el cacao es un elemento cosmético que aporta hidratación y nutrición a la piel realizando, al mismo tiempo, una acción drenante y anticelulítica que mejora el estrés y la elasticidad de la piel. Además, aporta a la piel minerales, oligoelementos y vitaminas. El consumo de chocolate, bien por vía oral, bien por vía tópica (a través de la piel) hace que nuestro cerebro segregue serotonina, una hormona que produce en el ser humano felicidad, tranquilidad y relax.

En qué consiste

Para la realización del masaje con chocolate se utiliza cacao 100%, que se diferencia del chocolate que comemos habitualmente en que no contiene ningún tipo de leche, manteca o azúcar añadido, como sí poseen los chocolates comestibles para que no resulten amargos. En nuestro centro de estética en León somos especialistas en este masaje.

¿Qué resultados se esperan?

Se trata de una terapia desintoxicante y reafirmante. Tiene poder adelgazante y ayuda a ser feliz ya que libera endorfinas, que son las hormonas de la felicidad. Estas hormonas son segregadas por nuestro cerebro cuando realizamos actividades que nos dan placer y nos proporcionan bienestar.

¿Cómo se aplica?

La aplicación del cacao puede realizarse en forma de masaje o de baño. La técnica de masaje en consiste en extender por la zona a tratar una fina capa de chocolate previamente fundido. Posteriormente se mantiene esa capa cubierta por un plástico y con calor durante unos 20 minutos. 

A continuación, se retira el chocolate, se seca la piel y se realiza un masaje drenante con una crema a base de chocolate que contribuye a eliminar la retención de líquidos y a descongestionar la piel.

 

¿Sabía que...?

 

El chocolate contribuye a aumentar la circulación, tanto la sanguínea como la linfática, produciendo al mismo tiempo una sensación relajante y de bienestar.

 

Masaje con piedras calientes

Las piedras calientes (50°) incrementan el riego sanguíneo y el metabolismo celular. El contenido en hierro de las piedras ayuda a retener el calor durante el masaje. Los masajes con piedras calientes volcánicas son beneficiosos tanto a nivel físico como psicológico.

La terapia geotermal  o dicho de otra forma, con piedras volcánicas calientes produce notables mejoras en el bienestar general de nuestro organismo.  Desde hace muchos años, tanto en la cultura China, como en la tradición hindú utilizaban las piedras calientes para dar masajes y aliviar dolencias.

Se pueden aplicar de dos maneras:

De forma dinámica, realizando maniobras de masaje bien definidas. Un masaje con piedras calientes puede proporcionar gran alivio inmediato debido a la naturaleza de las piedras y a la intensidad del masaje.

De forma estática, ejerciendo presiones terapéuticas en puntos concretos. El calor de las piedras ayuda a que los músculos se relajen, permitiendo que el fisioterapeuta pueda manipular los tejidos profundos con mayor eficacia. Las piedras se colocarán sobre  los meridianos, los puntos de acupuntura… y de esta forma el  propio peso de la piedra ejercerá una fuerza de compresión sobre el punto donde se colocan.

Además, las piedras conservan el calor y lo liberan lentamente sobre el cuerpo, (al ser de origen volcánico lo hacen con lentitud y gradualmente, poseen propiedades curativas).

Realmente sus beneficios van mucho más allá de la sensación de bienestar que genera.